EL ESPÍRITU DEL 15-M ME ATRAPÓ...

Imagen de eanadons

 

Y ya no puedo ver las cosas como antes. Durante años los que salíamos a manifestarnos teníamos más de 40 tacos y muchas canas. De repente, los jóvenes salieron a la calle y todos rejuvenecimos. Este espíritu es evocado en momentos de profunda indignación, por ejemplo en 2004 por el tratamiento a los atentados de los trenes “¿Quién ha sido?”, pero ahora ha venido a quedarse.

El espíritu del 15-M viene a transformar todo lo consolidado, desde cómo elegir a los gobernantes hasta cómo afrontar la deuda o el déficit. Tras el 15 de mayo de 2011, el espíritu se filtró en los barrios y las plazas y disolvió poco a poco la resignación “Sí, se puede”. Provocó Mareas que inundaron la tierra hasta entonces seca. Se filtró en un partido político que no es un partido político sino una metodología. Se está filtrando en coaliciones de ciudadanos que nadie sabemos lo que son, pero en las que sí sabemos cuál es el objetivo y la “prioridad 1”: las personas. Nos conecta también con todas las heridas del planeta.

El espíritu no pide sangre pero no confía en nadie y exige tributos muy altos: transparencia absoluta en la gestión de los gobernantes y capacidad de revocación de los mismos, consulta permanente a la ciudadanía, tolerancia cero ante la corrupción... y más cosas.

Los atrapados a veces tenemos dudas ¿será éste el camino? pero se nos disipan cuando vemos los índices de pobreza, de exclusión social, la tasa de paro, la evolución de la contratación, los comedores sociales, la mendicidad en cada esquina, las mafias. Las dudas se nos disipan cuando vemos (o vislumbramos) la corona al desnudo, la desfachatez o la prepotencia de muchos políticos, los vericuetos de la justicia, las cuentas en los paraísos fiscales. Sí, será difícil hacerlo peor, muy difícil.

Cuando el espíritu te atrapa comprendes que el enemigo no es una persona, ni una organización; no es Draghi, ni Putin, ni Obama, ni un decreto de Gallardón, ni siquiera un perverso Tratado de Libre Comercio. Los verdaderos enemigos son los dragones que viven dentro de nosotros: la pasividad, la ignorancia, el sectarismo y el miedo, pero el espíritu es muy activo, es muy sabio, es universal y no tiene miedo. Es muy etéreo y sutil, como todos los espíritus, pero es muy poderoso. De hecho, con un soplo, puede derribar castillos inexpugnables.

El espíritu del 15-M no descansará en paz mientras haya trabajadores sin trabajo, familias sin casa o niños sin merienda.

 

 

 

 

Elena Anadón Santafé

 

  • El 19 de mayo de 1895, hace ahora 120 años, moría en el combate de Dos Ríos contra las tropas coloniales españolas, José Martí, el poeta y político considerado el padre de la patria, de la República de Cuba. Su muerte y su legado político convirtieron a Martí en un referente emancipador de la lucha no sólo contra el caduco imperio colonial español, sino también contra la emergente codicia de los Estados Unidos, no sólo en el Caribe sino en el conjunto de América Latina.

  • El Partido Popular ha ganado las elecciones municipales y autonómicas del 24 de mayo (24-M), con un porcentaje del 27%; aunque perdiendo cerca de dos millones y medio de votos respecto a 2011. Con ese desplome electoral, ha perdido infinidad de mayorías absolutas, lo que generalmente le impedirá gobernar si no recibe el apoyo de Ciudadanos (C´s); al ser prácticamente nula, su capacidad de entenderse con los demás partidos. El PSOE, con un 25%, ha sido el segundo más votado y el primero de la izquierda, recibiendo así un respiro electoral, a pesar de perder casi 700.000 papeletas; aún habiendo recuperado muchas en los últimos nueve meses, desde que Pedro Sánchez dirige el partido.

  • Durante la noche electoral Carlos Floriano manifestó que las elecciones municipales y autonómicas las había ganado el PP. Pero, tras esta afirmación cierta, se escondía la dura realidad: la derecha política había sufrido un castigo electoral de gran magnitud. Se sabía que la nefasta gestión del PP le iba a pasar factura ante el electorado (propio y ajeno) y sólo faltaba saber la intensidad del previsible varapalo electoral. Y así fue pues el PP tuvo una victoria pírrica, ese tipo de victorias que tienen el amargo sabor de una derrota pues sus apoyos electorales habían caído de forma estrepitosa, poniendo de manifiesto que las políticas neoliberales que ha aplicado con rigidez el PP, le han supuesto dilapidar en tan sólo una legislatura el apoyo electoral que conquistó en los comicios de 2011.

  • Desde que escribí en junio de 2010, el artículo "¿De qué reforma laboral se habla?" en este blog, he escrito 25 artículos más*, que hacen referencia a las dos reformas laborales habidas desde entonces. La primera, promovida por el expresidente socialista, José Luis Rodríguez Zapatero, que provocó la huelga general de 29 de septiembre de 2010 (29-S). La segunda, realizada por el presidente popular, Mariano Rajoy, que fue contestada con dos huelgas generales en un año, la de 29 de marzo de 2012 (29-M) y la de 14 de noviembre de 2012 (14-N). Todas ellas de 24 horas, en todos los sectores del país.

  • En estas últimas fechas han tenido lugar diversas efemérides que nos recuerdan la importancia y el valor que debe tener la memoria democrática en la sociedad actual. Así, el 5 de mayo se recordaba el 70º aniversario de la liberación del campo de concentración nazi de Mauthausen por el que pasaron y murieron varios miles de compatriotas nuestros y, el día 8 se conmemoraban los 70 años del final de la II Guerra Mundial en Europa con la derrota de la Alemania hitleriana.

  • La clase trabajadora española lleva cinco años, desde mayo de 2010, soportando: amenazas, despidos, expedientes, cierres de empresas, rebajas salariales, mermas de derechos individuales y colectivos, empeoramiento de las condiciones de trabajo, jornadas abusivas y en algunos casos sin cobrar, contratos basura hasta fuera de la ley, el desempleo, la pérdida de esperanza, la necesidad de emigrar para poder vivir. Sí, son cinco años terribles, sobre todo los cuatro últimos gobernando el Partido Popular (PP), con su tonta política de la austeridad que ha gripado la economía; y, con la imposición de su inconfesable reforma laboral, que amordazo a los asalariados favoreciendo a los empresarios.

  • El humanista Tomás Moro escribió en 1516 su Libro del estado ideal de una república en la nueva isla de Utopía, en una época en que las viejas ideas del Medievo quedaban superadas por el pensamiento del Renacimiento. En esta obra, de gran trascendencia y difusión en Occidente, próxima a cumplir su 5º centenario, Moro, desde sus profundas convicciones cristianas, asumió un claro compromiso social, algo que, entonces como ahora, resulta imprescindible para dignificar la vida, mejorar el presente y conquistar un futuro digno.

  • En política como en la música cada nota ha de estar en su frecuencia, para que los ciudadanos puedan bailar.