Los reglamentos del PSOE

Imagen de mvazquez
Manuel Vazquez Lapuente

La semana trágica del PSOE, la que finalizó el sábado 1 de octubre de 2016 con el derrocamiento, o dimisión forzada, de Pedro Sánchez como secretario general, formará parte importante de la historia de ese partido. Multitud de artículos en los medios de comunicación, y al menos cinco libros que yo conozca, han tratado esa nefasta semana del partido socialista. Incluso todavía está pendiente la resolución judicial de un recurso presentado por un zaragozano, y apoyado por muchos socialistas, sobre la designación y primeras actuaciones de la Comisión Gestora que se constituyó como consecuencia del derrocamiento mencionado.

Aparte del importante trasfondo político y luchas por el poder que dieron lugar a esos acontecimientos, otra variable tuvo gran influencia en esos sucesos: los reglamentos. Todas las instituciones se dotan de normas y reglamentos de funcionamiento para evitar discusiones estériles y para que todos los afectados conozcan las reglas del juego. Sin embargo, en el caso del PSOE sus estatutos y otros reglamentos de funcionamiento no preveían todas las situaciones: ¿quién debe convocar al Comité Federal en el caso en el que la Comisión Ejecutiva se haya quedado con pocos miembros?, ¿qué composición y atribuciones tiene una Comisión Gestora cuando esta ni siquiera se menciona en los reglamentos del PSOE?, ¿qué plazos debe cumplir el órgano responsable ante el mandatos de convocar Congreso Federal extraordinario? Si las respuestas a estas sencillas preguntas hubieran estado contenidas en los estatutos y reglamentos del PSOE, en el día 1 de octubre no se hubiera dado ese espectáculo tan bochornoso, prácticamente retransmitido en directo por los medios de comunicación, ni posteriormente hubiera habido tantas tensiones dentro de la familia socialista.

Han pasado casi 9 meses desde entonces, y ahora parece que el PSOE se está reconstruyendo e intentando olvidar esa semana trágica. El Congreso Federal del próximo fin de semana es el punto de partida de una nueva convivencia entre los militantes socialistas. Esperemos que los nuevos reglamentos que surjan a partir de ese Congreso aclaren las preguntas anteriores para que las discusiones y debates internos se dirijan a asuntos de mayor importancia para todos los ciudadanos.

Pero los reglamentos vigentes están ahí y me temo que seguirán siendo objeto de discusiones por su aplicación. Una vez que el próximo fin de semana se renueven los órganos políticos y de gestión del PSOE a nivel nacional (federal) le corresponderá el turno a los de las comunidades autónomas. Pero en esto los reglamentos sí que son claros: antes del domingo 17 de septiembre tienen que celebrarse los congresos regionales, y previamente se han debido elegir mediante primarias a los barones, o sea a los secretarios generales regionales, casi no hay tiempo para todo ello teniendo en cuenta el verano. Como la convocatoria de estos congresos regionales debe realizarse con 60 días de antelación y puesto que agosto no cuenta, a los secretarios generales regionales solo les queda esta semana para reunir a su comité regional y realizar la oportuna convocatoria de primarias y Congreso regional. Me temo que no se va a cumplir este mandato de plazos que aparece en los reglamentos del PSOE, al menos en Aragón, porque en Cantabria, Andalucía, Valencia, Canarias y Euskadi, sus secretarios generales sí han dado señales de vida.

 

 

Manuel Vázquez

Profesor de Universidad

Fundación Bernardo Aladrén

12 de junio de 2017

  • José Ramón Villanueva Herrero

    En los momentos actuales, ante la irrupción en el panorama político de peligrosos populismos derechistas de corte autoritario, cuando no abiertamente fascistas que apelan a las pasiones y a la visceralidad en sus mensajes políticos, resulta más necesario que nunca que los sectores progresistas reafirmen su defensa de los valores de la memoria democrática que, a fecha de hoy, sigue siendo una de

  • José Ramón Villanueva Herrero

    El 8 de marzo, el Día Internacional de la Mujer, se ha convertido en una profunda reivindicación y defensa de los derechos de la mujer en sentido amplio, a la importancia de la misma en la sociedad actual y, en consecuencia, en la lucha contra e

  • José Ramón Villanueva Herrero

    En pleno fragor pre-electoral, en estos días en que se recuerda el 80º aniversario de la triste muerte en el exilio de Antonio Machado, nos viene a la memoria aquellos versos del poeta cuando en su célebre «Retrato»

  • José Ramón Villanueva Herrero

    Durante la última década la Unión Europea (UE) ha sido golpeada por una creciente marea de un euroescepticismo cuyas olas, bien fueran debidas a las consecuencias de la crisis económica global o bien a los efectos de las políticas migratorias, h

  • José Ramón Villanueva Herrero

    Resulta evidente que la crisis global iniciada en 2008 ha socavado los cimientos de nuestro modelo de Estado del Bienestar y esta devastación ha tenido un soporte ideológico, el neoliberalismo, que ha dado muestras de una codicia desmedida, abanderando así un agresivo fundamentalismo antisocial. Este fenómeno ha sido analizado por Naomi Klein en su libro Doctrina del shock, obra en la que condena de forma contundente los abusos de lo que llama “capitalismo del desastre”...

  • José Ramón Villanueva Herrero

    Con profunda tristeza he sentido el fallecimiento el pasado 28 de diciembre del escritor israelí Amós Oz, al que siempre he admirado no sólo por su calidad literaria sino también por su firme compromiso ético y polí

  • José Ramón Villanueva Herrero

    La XXI Conferencia sobre Cambio Climático celebrada en París en 2016 fue decisiva para afrontar el gravísimo problema del calentamiento global que afecta a nuestro planeta. Allí se ratificó el conocido como Acuerdo de París en el cual se fijaron una serie de medidas para lograr la reducción de las emisiones de Gases de Efecto Invernadero (GEI) y, de este modo, como se señalaba en su artículo 2º, “reforzar la respuesta mundial a la amenaza del cambio climático en el contexto del desarrollo sostenible y de los esfuerzos por erradicar la pobreza”. Este Acuerdo, del cual se ha desentendido con la irresponsabilidad que lo caracteriza el presidente norteamericano Donald Trump, pretende limitar el aumento de la temperatura media global del planeta por debajo de los 2º C con respeto a los niveles pre-industriales y hacer esfuerzos para limitar dicho aumento a 1,5º C, así como el de lograr emisiones netas de carbono cero en la segunda mitad de este siglo para así conseguir un equilibrio entre las emisiones y la absorción de las mismas, en lo que se conoce como “Neutralidad en carbono” o “nueva economía hipocarbónica”, objetivo éste que ya contemplan las legislaciones de Francia, Islandia, Nueva Zelanda o Suecia.

  • José Ramón Villanueva Herrero

    Europa salió de los tiempos de tinieblas del Medievo gracias al Humanismo del Renacimiento. Fue entonces cuando, recuperando los valores de la cultura clásica, este movimiento filosófico, intelectual y cultural, reemplazó la visión teocéntrica imperante por el antropocentrismo, esto es, por dar valor y significado al ser humano como medida de todas las cosas, a la vez que impulsaba una moralidad altruista y un anhelo de construir un mundo más justo para el conjunto de la humanidad: ahí están, por ejemplo, las ideas de pensadores como Tomás Moro y su célebre Utopía, obra en la cual plasma el sueño de una sociedad ideal, justa y solidaria.